Tres cosas que pueden ocultarse tras el “descuento” en Cirugía Plástica

Tres cosas que pueden ocultarse tras el “descuento” en Cirugía Plástica

Normalmente, un cirujano serio y profesional, cuenta con un equipo de personas con las que realiza una cirugía. Entre ellos, un anestesiólogo, ayudante (que también es médico), enfermeras, instrumentistas, etc. Y realiza sus procedimientos en una sala de operaciones en una clínica formal y segura. Todo esto es lo mínimo que se necesita para reducir al mínimo los riesgos normales que conlleva una cirugía. Evidentemente, cada parte recibe una paga por sus servicios. Lo que el paciente tiene que considerar es que si es que su cirujano le otorga un descuento, es necesario saber si ese descuento no está aumentando los riesgos de la cirugía. Estos son 3 puntos que se pueden omitir u ocultar detrás de la rebaja:

 

Que la anestesia sea administrada por otra persona y ya no un anestesiólogo.

Que ya no participe un ayudante médico.

No contratar una sala de operaciones y operar en un consultorio o tópico.

El objetivo no es asustar, al contrario, es crear conciencia en las personas que muchas veces lo “barato” puede salir muy caro, especialmente en temas de salud.



Abrir chat